Arabia Saudí planea una venta multimillonaria de acciones del gigante energético Aramco tan pronto como en junio, en lo que sería una de las mayores operaciones bursátiles de la región, dijeron dos personas familiarizadas con el asunto.

La oferta podría recaudar unos 10.000 millones de dólares, dijo una de las personas. Los preparativos están en curso y los detalles aún podrían cambiar, dijeron las fuentes, que hablaron bajo condición de anonimato porque el asunto es privado.

Las acciones cotizarán en Riad y será una oferta totalmente comercializada en lugar de una venta acelerada durante unos días, añadieron.

"Las decisiones sobre la venta de acciones son asuntos de nuestros accionistas y no es algo sobre lo que podamos hacer comentarios", dijo Aramco.

La oficina de comunicación del gobierno no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios.

Bancos como Citigroup, Goldman Sachs y HSBC se habían alineado previamente para gestionar la venta, según ha informado Reuters.

Arabia Saudí se ha embarcado en una transición económica conocida como Visión 2030, que sitúa la expansión del sector privado y el crecimiento no petrolero en el centro de su desarrollo futuro.

El gobierno saudí sigue siendo el mayor accionista de Aramco, con una participación del 90%, y depende en gran medida de sus pagos.

Aramco espera pagar 31.000 millones de dólares en dividendos, según declaró la empresa a principios de este mes, a pesar de haber registrado unos beneficios inferiores en el primer trimestre debido a la bajada de los precios del petróleo y de los volúmenes vendidos.

Desde su oferta pública inicial en 2019, la mayor OPI del mundo, las acciones de Aramco han subido desde un precio de OPI de 32 riyales hasta un máximo de 38,64 riyales hace un año. Sus acciones cerraron el jueves a 29,95 riyales. (Reportaje de Hadeel Al-Sayegh y Federico Maccioni. Información adicional de Maha El Dahan y Rachna Uppal. Edición de Anousha Sakoui, Elisa Martinuzzi y Marguerita Choy)