Los bancos franceses se desplomaron en bolsa el viernes ante la preocupación por la situación política en Francia y los costes de endeudamiento del país, que se han disparado desde que el presidente Emmanuel Macron decidió convocar elecciones parlamentarias anticipadas.

A las 08:32 GMT, Société Générale BNP Paribas y Crédit Agricole perdían más de un 3% en la Bolsa de París, entre los mayores bajistas del CAC 40, que mientras tanto cedía un 1,5%.

El sector bancario europeo >SX7E> bajó un 1,94%.

Además de los bancos, también cayeron valores del sector de la construcción y las concesiones de obras públicas como Saint-Gobain, Thales y Veolia.

Los mercados están especialmente preocupados por el resultado de las próximas elecciones parlamentarias francesas del 30 de junio y el 7 de julio, sobre todo tras los comentarios del ministro de Economía, Bruno Le Maire, sobre la financiación de la deuda francesa si fructifican los planes de la Rassemblement National (RN) o la alianza de partidos de izquierda.

Bruno le Maire declaró el viernes en franceinfo que con los planes de la extrema izquierda y la extrema derecha, la deuda de Francia no podría financiarse.

Estos comentarios provocaron el viernes una nueva caída de la renta variable francesa, que ya había sufrido un varapalo desde principios de semana tras el inesperado anuncio de elecciones anticipadas.

El diferencial entre los rendimientos de los bonos franceses y alemanes a 10 años se ha ampliado desde entonces. (Escrito por Diana Mandiá)