Hyundai Motor Co planea utilizar la inversión que ya ha destinado a Estados Unidos para producir vehículos híbridos en su planta de vehículos eléctricos (VE) de ese país.

El fabricante de automóviles número 3 del mundo por ventas, junto con su filial Kia Corp, pretende utilizar la inversión en sus instalaciones de fabricación de VE y baterías en Georgia para producir coches híbridos, según declaró el miércoles el director global de operaciones de Hyundai Motor, José Muñoz, en una conferencia empresarial organizada por el Financial Times.

"Creo que podemos manejar (eso) dentro de la inversión actual más o menos ..... Ya es mucho", dijo Muñoz.

El grupo surcoreano Hyundai Motor, que alberga a Hyundai Motor y Kia, dijo que invertiría 12.600 millones de dólares en nuevas instalaciones dedicadas a la fabricación de vehículos eléctricos y baterías en Georgia, su mayor inversión fuera de Corea del Sur.

Los comentarios de Muñoz se producen después de que el fabricante de automóviles dijera el mes pasado que planeaba añadir equipamiento para fabricar vehículos híbridos en la planta de Georgia, que está previsto que inicie la producción en la segunda mitad de este año.

"Ahora estamos en este punto crucial en el que podemos decidir si vamos a ir totalmente eléctricos o si debemos ir a por otra cosa. Mi voto aquí es que deberíamos ir a por algo más además de los eléctricos", dijo Muñoz, cuando se le preguntó por la decisión de Hyundai de añadir híbridos a la planta.

Los fabricantes y proveedores de automóviles están añadiendo capacidad para fabricar vehículos híbridos de gasolina y eléctricos e híbridos enchufables para el mercado estadounidense, en respuesta a la mayor demanda de los consumidores de una tecnología que General Motors y otros fabricantes de automóviles planearon en su día retirar progresivamente en favor de flotas totalmente eléctricas.

El mes pasado, Reuters informó de que Hyundai Motor Group planeaba lanzar sus primeros coches híbridos en India ya en 2026.

En el primer trimestre, las ventas de vehículos híbridos de Hyundai se dispararon un 17% en todo el mundo, lo que subraya el creciente interés de los consumidores por vehículos que suelen ser más asequibles que los VE puros.

Muñoz dijo que Hyundai Motor se prepararía para "diferentes escenarios", cuando se le preguntó por la Ley de Reducción de la Inflación de EE.UU. -que exige que los vehículos se ensamblen en Norteamérica para poder optar a los créditos fiscales de los VE- y el posible impacto de las próximas elecciones presidenciales en EE.UU. sobre la ley.

Añadió que la empresa, número 2 en ventas de VE en Estados Unidos después de Tesla, estaba cerrando la brecha de ventas de VE respecto a su rival estadounidense, a pesar de estar todavía "muy lejos".

"En octubre, a finales de este año y (si) cumplimos los requisitos (para los créditos fiscales de EE.UU. para VE), entonces vamos a ser capaces de luchar cara a cara en las mismas condiciones que nuestros competidores", dijo Muñoz.