Netflix fue demandada el jueves por al menos 170 millones de dólares por una mujer escocesa que dijo haber sido difamada por su representación como acosadora en la exitosa miniserie "Baby Reindeer".

La demandante, Fiona Harvey, ha afirmado públicamente ser la inspiración del personaje de Martha, interpretado por la actriz Jessica Gunning, que comparte un parecido físico y que, como ella, es abogada en Londres.

Pero en una demanda presentada ante un tribunal federal de Los Ángeles, Harvey afirmó que Netflix y el creador de "Baby Reindeer", Richard Gadd, fueron demasiado lejos al sugerir a través de la serie, que se autodenomina una "historia real", que ella era una acosadora condenada dos veces a cinco años de prisión.

Harvey negó haber acosado a Gadd, que en la serie interpreta una versión ficticia de sí mismo llamada Donny Dunn, o haber sido condenada o encarcelada.

Pero dijo que mucha gente no podía notar la diferencia, y miles de usuarios de Reddit y TikTok hablan de ella como la "verdadera" Martha.

"Los acusados contaron estas mentiras, y nunca dejaron de hacerlo, porque era una historia mejor que la verdad, y las historias mejores daban dinero", decía la denuncia.

Netflix no respondió inmediatamente a las solicitudes de comentarios.

La demanda solicita al menos 50 millones de dólares para cada uno por daños reales, daños compensatorios, incluyendo angustia mental, y beneficios, además de al menos 20 millones de dólares de daños punitivos.

Harvey presentó la demanda dos días después de que Netflix llegara a un acuerdo sobre una demanda por difamación presentada por la ex fiscal Linda Fairstein por su interpretación en "Cuando nos vean", una serie de 2019 sobre el caso de violación de los Cinco de Central Park tres décadas antes.

Netflix acordó trasladar al comienzo de los episodios, desde los créditos finales, una advertencia de que algunos personajes pueden haber sido alterados con fines dramáticos. También acordó donar un millón de dólares a una organización sin ánimo de lucro que ayuda a liberar a personas condenadas injustamente.

El caso es Harvey v Netflix Inc et al, U.S. District Court, Central District of California, No. 24-04744.