NII Holdings, Inc. ha anunciado los resultados de las ganancias consolidadas no auditadas para el segundo trimestre y los seis meses terminados el 30 de junio de 2017. En el trimestre, la empresa registró unos ingresos operativos de 225,1 millones de dólares, frente a los 249,2 millones de dólares de hace un año. Las pérdidas operativas fueron de 68,9 millones de dólares, frente a los 28,8 millones de hace un año. Las pérdidas de las operaciones continuas antes de los elementos de reorganización y la provisión de impuestos sobre la renta fueron de 93,7 millones de dólares, frente a los 4,2 millones de dólares de hace un año. La pérdida neta de las operaciones continuas fue de 87,5 millones de dólares o 0,87 dólares básicos y diluidos por acción, frente a los 4,8 millones de dólares o 0,05 dólares básicos y diluidos por acción de hace un año. La pérdida neta fue de 84,8 millones de dólares o 0,85 dólares básicos y diluidos por acción, frente a los 9,9 millones de dólares o 0,10 dólares básicos y diluidos por acción de hace un año. El OIBDA negativo fue de 59,6 millones de dólares, frente al OIBDA de 11,9 millones de dólares de hace un año. El OIBDA ajustado negativo fue de 5,4 millones de dólares, frente al OIBDA ajustado de 14,4 millones de dólares de hace un año. Los gastos de capital fueron de 9 millones de dólares. El efectivo neto utilizado en actividades operativas fue de 1 millón de dólares. En los seis meses, la empresa registró unos ingresos operativos de 476,1 millones de dólares, frente a los 475,7 millones de hace un año. Las pérdidas de explotación fueron de 148,8 millones de dólares, frente a los 82,8 de hace un año. Las pérdidas de las operaciones continuas antes de los elementos de reorganización y la provisión de impuestos sobre la renta fueron de 186,4 millones de dólares, frente a los 36,6 millones de dólares de hace un año. La pérdida neta de las operaciones continuas fue de 180,2 millones de dólares o 1,80 dólares básicos y diluidos por acción, frente a 37,6 millones de dólares o 0,37 dólares básicos y diluidos por acción de hace un año. La pérdida neta fue de 177,5 millones de dólares o 1,17 dólares básicos y diluidos por acción, frente a los 46,5 millones de dólares o 0,46 dólares básicos y diluidos por acción de hace un año. El OIBDA negativo fue de 126,5 millones de dólares, frente a los 2,0 millones de dólares de hace un año. El OIBDA ajustado negativo fue de 0,3 millones de dólares, frente al OIBDA ajustado de 6,4 millones de dólares de hace un año. El efectivo neto utilizado en las actividades operativas fue de 46,4 millones de dólares, frente al efectivo neto proporcionado por las actividades operativas de 8,0 millones de dólares de hace un año. En el trimestre, la empresa registró cargos por deterioro de activos por valor de 0,2 millones de dólares, frente a los 7,3 millones de dólares de hace un año. La empresa actualizó sus previsiones de consumo de efectivo libre operativo para todo el año 2017, pasando de un rango de 200 a 250 millones de dólares a un rango de 150 a 200 millones de dólares.