La media de acciones japonesas Nikkei terminó al alza el miércoles, siguiendo el repunte nocturno de Wall Street en los valores de semiconductores, aunque la recogida de beneficios limitó las ganancias.

Las acciones tecnológicas japonesas habían subido por la mañana, siguiendo las ganancias de la estrella estadounidense de los chips, Nvidia, que durante la noche superó a Microsoft para convertirse en la empresa más valiosa del mundo. El índice de semiconductores de Filadelfia también subió más de un 1%.

El Nikkei cerró con una subida del 0,23%, hasta los 38.570,76 puntos, mientras que el Topix, más amplio, terminó con una subida del 0,47%, hasta los 2.728,64 puntos.

"La semana pasada hubo cierta preocupación por el riesgo político en Europa y el Nikkei también bajó. Pero desde principios de esta semana, las acciones estadounidenses y europeas se han estabilizado, y Nvidia ha tenido un buen comportamiento", afirmó Masahiro Ichikawa, estratega jefe de mercado de Sumitomo Mitsui DS Asset Management.

La combinación ha mejorado el sentimiento, afirmó.

Pero la recogida de beneficios limitó las ganancias del Nikkei por la tarde, con los mercados estadounidenses cerrados el miércoles por festivo, lo que llevó al índice por momentos a territorio negativo.

Aunque el sentimiento fue más ligero después de que se disipara parte de la incertidumbre que pesó sobre el mercado la semana pasada, no hubo suficientes impulsos para hacer subir el índice, dijo Maki Sawada, estratega de renta variable de Nomura Securities.

"Era un entorno fácil para que se produjera un ajuste de posiciones".

Mitsubishi Motors saltó cerca de un 9% para convertirse en el principal ganador del Nikkei. El presidente de la firma automovilística indicó en una entrevista con el diario Nikkei que la empresa podría recomprar acciones por primera vez en 18 años y aumentar la rentabilidad para los accionistas en el año fiscal 2025.

El también fabricante de automóviles Mazda Motor subió un 3,6%.

El fabricante de equipos de pruebas de chips Advantest, que cuenta con Nvidia entre sus clientes, subió un 4,1% para convertirse en la segunda mayor ganadora, añadiendo 57,5 puntos a la subida de casi 89 puntos del Nikkei.

SoftBank Group, inversor en startups centradas en la IA, ganó un 1%.

La empresa de cosméticos Shiseido cayó un 4,8%. (Reportaje de Brigid Riley; Edición de Savio D'Souza y Rashmi Aich)