(MT Newswires) -- Eric Veiel, CIO de T. Rowe Price, adopta una postura comedida ante la inflación persistente y el riesgo de un escenario similar al de los años setenta. En la actualidad, T. Rowe Price mantiene una posición neutral entre renta variable y renta fija en sus asignaciones de activos. Destaca su interés por las materias primas, sobreponderando la energía en sus carteras de renta variable.

En opinión de Veiel, el periodo post-pandémico marca un cambio en el paradigma económico, pasando de un entorno de tipos de interés extremadamente bajos a una era que requiere un análisis más fino y específico para las decisiones de inversión. Este cambio exige una selección rigurosa de los activos, en contraste con la tendencia anterior en la que se favorecían casi sistemáticamente los activos de riesgo.

En cuanto a la asignación sectorial, T. Rowe Price favorece la energía y la atención sanitaria, adopta una posición neutral en tecnología y reduce su exposición a los sectores financiero e industrial.

A pesar de las expectativas de tipos de interés elevados a largo plazo, Veiel expresa algunas reservas sobre el sector financiero, sugiriendo que los beneficios de un entorno de tipos de interés más elevados podrían estar ya incorporados en las valoraciones actuales.

Vídeos de Bloomberg