La Unión Europea está considerando la posibilidad de imponer una prohibición a la reexportación de gas natural licuado (GNL) ruso a través de los puertos de la UE, alegando que contribuiría a reducir los ingresos de Moscú.

Los expertos del mercado del gas afirman que la medida tendría poco impacto, ya que Europa sigue comprando gas ruso por sí misma y los transbordos a través de los puertos de la UE a Asia sólo representan alrededor del 10% del total de las exportaciones rusas de GNL.

Diplomáticos de la UE afirman que la prohibición de las reexportaciones forma parte de un 14º paquete de sanciones rusas y podría acordarse el viernes.

A continuación, los datos sobre las exportaciones rusas de GNL:

EXPORTACIONES RUSAS DE GNL

Rusia es el cuarto productor mundial de GNL, con unas exportaciones anuales de 32,6 millones de toneladas métricas en 2023, de las que sólo 1,9 millones se volvieron a cargar en puertos de la UE para su exportación a Asia, según la empresa de análisis de datos Kpler.

La UE no tiene planes inminentes de dejar de comprar GNL ruso. Ha dicho que intentará desprenderse del gas ruso para 2027 gracias al aumento de las exportaciones de Noruega, Estados Unidos y Qatar.

TRANSBORDOS

Las exportaciones rusas de GNL pasan a depender de los puertos de la UE de noviembre a junio porque la espesura del hielo impide a los buques tradicionales de GNL acceder a las terminales de GNL de Yamal, en el Ártico, del productor de gas Novatek.

Los cargamentos se transportan a través de buques especiales rompehielos hasta los centros de la UE, donde se vuelven a cargar, mediante transferencia de buque a buque (STS), en buques gaseros regulares y se exportan a países como China, Taiwán, India y Turquía.

Novatek, el mayor productor ruso de GNL y principal accionista de Yamal LNG, tiene contratos a largo plazo para vender más de 17 millones de toneladas anuales de GNL a Europa a empresas como la china CNPC, Shell, TotalEnegries, SEFE y Gunvor.

DOS TERMINALES

Los transbordos rusos se realizan principalmente en las terminales de GNL de Zeebrugge, en Bélgica, y Montoir, en Francia.

El operador belga de transporte de gas Fluxys tiene un contrato de 20 años con Yamal LNG para el transbordo de gas en Zeebrugge.

La compañía energética francesa Engie tiene un contrato de 23 años para encargarse de las operaciones de STS. El contrato reside ahora en TotalEnergies después de que ésta adquiriera la cartera de GNL de Engie.

Unos 31 buques han realizado STS en Zeebrugge y Montoir entre enero y mayo de este año, según Robert Songer, analista de la empresa de inteligencia de datos ICIS. Basándose en un tamaño medio de la carga de GNL de unas 70.000 toneladas, eso supuso unos 2 millones de toneladas, o el 11% del total de las exportaciones rusas de GNL de 18 millones, durante el periodo.

IMPACTO EN MOSCÚ

Una prohibición del transbordo de GNL tendría un impacto limitado debido a los pequeños volúmenes, pero aumentaría los costes para las empresas rusas y perturbaría la logística.

"El GNL ruso puede seguir siendo transbordado fácilmente dentro de las aguas rusas en Murmansk o Kaliningrado o en otros lugares potenciales del Mediterráneo, al igual que Rusia ya hace con su crudo y sus productos refinados", afirmó Charles Costerousse, analista principal de GNL de Kpler.