Un ataque ruso con aviones no tripulados contra la región occidental ucraniana de Lviv, fronteriza con Polonia, miembro de la OTAN, ha herido a un hombre y ha dañado un edificio residencial de varios pisos, según declaró el miércoles el alcalde de la ciudad de Lviv.

El ataque con drones en el pueblo de Malekhiv, en el distrito de la ciudad de Lviv, también dañó decenas de ventanas en otros edificios residenciales, escribió el alcalde de Lviv, Andriy Sadovyi, en la aplicación de mensajería Telegram.

Un hombre de 70 años fue hospitalizado en estado moderado, añadió Sadovyi.

El gobernador regional de Lviv, Maksym Kozytskyi, declaró en Telegram que los cinco drones lanzados por Rusia fueron destruidos por los sistemas de defensa antiaérea de Ucrania. Los daños y heridos fueron causados por la caída de restos.

Reuters no pudo verificar de forma independiente los informes. No hubo comentarios inmediatos de Rusia. Ambas partes niegan haber atacado a civiles en la guerra, que Rusia lanzó contra su vecino más pequeño en febrero de 2022.

La ciudad de Lviv es el centro administrativo de la región de Lviv, en el oeste de Ucrania.