La media de acciones japonesas Nikkei subió el lunes al compás de las subidas de Wall Street, mientras que el sector financiero repuntó para dar al índice un impulso adicional a medida que los rendimientos de los bonos del gobierno japonés alcanzaban nuevos máximos de una década.

Tras desplomarse a finales de la semana pasada, el índice de referencia repuntó, siguiendo la subida de las acciones estadounidenses durante la noche del viernes por las noticias de una mejora de las perspectivas de los consumidores sobre la inflación.

"El ánimo ante el riesgo es optimista hoy tras unas expectativas de inflación más suaves según la encuesta de sentimiento (de la Universidad de Michigan)", dijo Charu Chanana, estratega de mercados globales y jefe de estrategia de divisas de Saxo.

El Nikkei cerró con una subida del 0,66% hasta los 38.900,02, mientras que el índice más amplio Topix subió un 0,87% hasta los 2.766,36, con un volumen de negociación escaso debido a los días festivos en EE.UU. y el Reino Unido.

Al mismo tiempo, las cuestiones sobre la reducción de las compras de bonos por parte del Banco de Japón y las nuevas subidas de los tipos de interés oficiales siguieron en el punto de mira, ya que el gobernador del BOJ, Kazuo Ueda, y su adjunto, Shinichi Uchida, hablaron durante la mañana asiática y los rendimientos de la deuda pública siguieron subiendo.

Las acciones de las empresas financieras, que tienden a beneficiarse en un entorno de tipos de interés más altos, subieron en la sesión vespertina en respuesta.

El sector de los seguros subió un 3,3% y lideró las ganancias entre los 33 subíndices industriales de la Bolsa de Tokio.

Aunque el Nikkei tocó este mes el nivel de 39.000, muy vigilado, ha tenido dificultades para mantener el rango clave en medio de la incertidumbre de la política monetaria tanto en el exterior como en el interior, así como de las perspectivas conservadoras de ingresos de las empresas japonesas.

El índice alcanzó un máximo histórico de 41.087,75 el 22 de marzo, pero retrocedió al mes siguiente.

El lunes, las acciones relacionadas con los chips avanzaron en gran medida, tras el buen comportamiento de sus homólogas estadounidenses gracias a los resultados de Nvidia la semana pasada.

Advantest, que cuenta con Nvidia entre sus clientes, subió un 1,4%, mientras que el inversor en startups centradas en la IA SoftBank Group ganó un 1,1%.

La aseguradora Tokio Marine Holdings saltó un 3,7%.

Entre otros pesos pesados del índice, la empresa matriz de Uniqlo, Fast Retailing, avanzó un 1,3%, y Toyota Motor subió un 1,7%. (Reportaje de Brigid Riley; Edición de Sohini Goswami)