A la espera de la publicación de los datos sobre el desempleo en EE.UU. a finales de semana, el índice S&P500 pierde un 0,45% en la preapertura, tras cerrar ayer con un descenso del 0,54% a 4.569 puntos. 
 
En cuanto a las estadísticas, a las 15.45 se publicará el índice PMI final de servicios, y a las 16.00 las encuestas ISM de servicios y JOLTS. 
 
Técnicamente, el S&P500 se consolida horizontalmente cerca de sus máximos anuales. A corto plazo, la dirección de la salida de la marca 4540/4607 debería ser decisiva.