Por Ana Cantero

MADRID, 21 abr (Reuters) - La coalición que gobierna el País Vasco español parecía encaminada a mantenerse en el poder, ya que los nacionalistas conservadores empataron con sus rivales separatistas de izquierdas en las elecciones regionales del domingo, pero es probable que conserven el apoyo de los socialistas.

El Partido Nacionalista Vasco (PNV) y EH Bildu ("Euskadi Unida") obtuvieron 27 escaños, muy por debajo de los 38 necesarios para la mayoría en el Parlamento regional. Pero el PNV obtuvo casi 30.000 votos más que Bildu, que ganó seis escaños con respecto a las anteriores elecciones de 2020.

"La diversidad de nuestro pueblo se ha reflejado hoy en las urnas y esa realidad debe ser respetada", dijo el principal candidato del PNV, Imanol Pradales, a sus extasiados seguidores tras el recuento.

El Partido Socialista, que ha sido el socio de coalición menor del PNV desde 2016, resultó tercero con 12 escaños.

La votación se consideró clave por sus posibles implicaciones nacionales, ya que el tambaleante gobierno de España presidido por el socialista Pedro Sánchez necesita el apoyo de ambos partidos vascos -así como de los separatistas catalanes- en un parlamento altamente fragmentado.

Los críticos han denunciado repetidamente los acuerdos de Sánchez con los partidos separatistas. Durante la campaña vasca, los socialistas se distanciaron de Bildu, señalando que se inclinaban más por apoyar al PNV.

Fundada en 2012 como una coalición de partidos de izquierda, Bildu se ha enfrentado a críticas por su supuesta proximidad al grupo armado ETA, ya desaparecido. Bildu ha rechazado públicamente la violencia, pero su candidato Pello Otxandiano evitó condenar al grupo.

El partido de izquierdas Sumar, que forma parte de la coalición del gobierno nacional, entró por primera vez en el Parlamento vasco con un escaño. El conservador Partido Popular obtuvo siete escaños y el ultraderechista Vox, uno.

El País Vasco tiene uno de los PIB regionales per cápita más altos de Europa. Desde que ETA anunció su disolución total en 2018, no ha habido intentos de secesión.

(Reporte de Ana Cantero; reporte adicional de David Latona; Editado en Español por Ricardo Figueroa)