La petrolera española Repsol ha puesto en marcha la venta de su filial noruega, Repsol Norge AS, según un documento de comercialización visto por Reuters.

El banco de inversión Rothschild dirige la venta de 10 activos situados en la plataforma continental noruega, consistentes en siete yacimientos en producción con unas reservas netas de 53 mmboe (el 36% de ellas de gas) y una producción neta en 2024 de 29 mboedp.

El proyecto, cuyo nombre en clave es Hemera, incluirá a todos los empleados, los impuestos sobre los activos y los historiales fiscales de los mismos, las obligaciones de arrendamiento y las garantías y obligaciones de desmantelamiento.

Un portavoz de Repsol declinó hacer comentarios. El portavoz de Rothschild no respondió a una solicitud de comentarios fuera del horario laboral.

El valor total de los activos, que incluían campos operados y no operados, es inferior a 500 millones de dólares, según una fuente cercana al acuerdo. (Reportaje de Ron Bousso, redacción de Andrés González, edición de Louise Heavens)